domingo, 29 de diciembre de 2013

SUNDAY'S THOUGHTS: La talla 32 se encuentra en peligro de extinción


Últimamente podemos ver como la tendencia de algunas de las marcas de ropa con una mayor cuota de mercado es aumentar su tallaje, ya sea vendiendo sus prendas en tallas superiores a las que ya vendían o ensanchando sus patrones sin piedad, entendiendo por piedad que una prenda realmente nos siente tal y como dicta su diseño.

La verdad es que halago a marcas como Mango y su apuesta por las tallas XL, cuyo caso ha sido muy sonado en estas últimas semanas. La marca española lanzará el próximo mes de enero Violeta, una nueva línea pensada para mujeres con tallas entre la 40 y la 52, compuesta por más de cuatrocientos modelos. Me parece que Mango es un claro ejemplo de éxito dentro del prêt-à-porter internacional y estoy segura de que su decisión es muy acertada. Y lo más acertado es que está respetando las tallas pequeñas, ya si hablamos de el otro extremo de la cuerda, la cosa cambia. 

Mientras son innumerables las iniciativas que están llevando a cabo las marcas para ampliar sus tallajes, se están olvidando de aquellas que aún podemos comprar su colección para niños. En ningún momento estoy llevando la reflexión de hoy a un tema de peso, sino que es más bien cuestión de tamaño. Midiendo un metro cincuenta y pico, uso una talla 32 - o XS, si es que esa talla no es solo una ilusión - y yo no tengo la culpa, ni la solución para ello. No sabéis los problemas que encuentro cuando SuiteBlanco o Zara directamente han eliminado mi talla de prácticamente todos sus modelos, y otras marcas como Pull&Bear o Lefties directamente han ampliado sin más sus patrones, deformando por completo algunas de las mejores prendas.. Y ya, no hablemos de H&M donde últimamente se están luciendo con sus últimas colecciones.

Me gustaría poder comprender cuando han decidido renunciar a las tallas pequeñas cuando la sociedad actual cada vez se suma cada vez más a la tendencia del culto al cuerpo, los alimentos ecológicos y las dietas sanas, y las horas de gimnasio. Es más, tomándomelo ya como algo personal, no sé si realmente pretenden que convierta los cinturones en mi must, elimine los escotes palabra de honor y las faldas entubadas de mi fondo de armario, o es un claro mensaje navideño acerca de lo que me puede pasar después de tanta comilona. No lo sé. Aún así declaro mi completa indignación ante esta desaparición de la talla 32; esto no es un manifiesto a favor de la delgadez, sino una clara rebelión de una mujer pequeña-pero-matona.

Y no solo me indigna esto, sino que no podría publicar este post sin afirmar lo siguiente: las tiendas online de absolutamente todas las marcas que ofrecen esta opción de venta, todas - esa que estás pensando también - deberían añadir como pie de fotografía la anotación de *Ficción Publicitaria. Esto es así, y lo sabemos todos de sobra. En sus webs todo es absolutamente extraordinario, y luego lo veo en la tienda y la decepción que me produce es comparable a cuando te regalan por navidad un juguete que no paraban de anunciar en la tele y querías más que nada en este mundo y luego, no hace nada. Y lo que realmente me produce descontento en cuanto a esto, no es solo haber visto la birria de vestido joya de Pull&Bear que contemplaba como una perfecta elección para estas fiestas, es que yo siempre he sido una ferviente defensora de la expansión del comercio electrónico y me parece que las marcas están perjudicándose no sabiendo ofrecernos lo que realmente esperamos de ellas. Supongo que esto es como en nuestras redes sociales, que jamás ponemos una foto de perfil donde salgamos mal, pero ya es descarado - y sí, estoy pensando en H&M.

Así que mi conclusión de hoy es: 1. las marcas tienen un odio insano e incomprensible hacia mi persona; 2. sus estrategias en cuanto a comercio electrónico son comparables a cuando los anuncios de coches hacen impecables exhibiciones automovilísticas por tierra, mar y aire; 3. nadie piensa en la gente pequeña.

11 comentarios:

  1. Si es cierto que el otro día mi pareja me regaló lo que me pondré este año para Noche Vieja, así que me probé la talla S en Zara y la M... Y mientras que la M me quedaba demasiado grande la S me quedaba algo justa... Para lo que compramos escogí la S que, al fin y al cabo, no me incomodaba demasiado... Pero he notado un cambio en las tallas... Mientras siempre he utilizado la M o 38... ahora estoy utilizando la S, 36 e incluso he llegado a comprar pantalones de la 34...
    Me ha encantado tu post.
    Te deseo una buena salida del año y una mejor entrada, preciosa.

    Ms Prada Blog
    Ms Prada Instagram

    ResponderEliminar
  2. Muy buen post! Sufro contigo y es que aunque en ocasiones me quedan las piezas por ser delgada en otras no me queda por ser demasiado pequeña :(


    didianadi.blogspot.mx 

    ResponderEliminar
  3. Acabo de descubrir tu blog y me he enamorado de cada detalle.
    Estoy de sorteo, ¿te apuntas? Me encantaría verte de vuelta por aquí: http://entrejoyasydiamantes.blogspot.com.es/ Un beso y ¡feliz y glamurosa Navidad!

    ResponderEliminar
  4. vaya. genial planteamiento
    =)
    New post: http://tupersonalshopperviajero.blogspot.com.es/2013/12/manuel-pina-fashion-designer.html

    ResponderEliminar
  5. soo lovely! Happy new year sweet + follow you
    www.supongoestilo.blogspot.nl

    ResponderEliminar
  6. Hola guapa!
    Buena reflexión, estoy bastante de acuerdo :)
    Lo de las tallas es un cachondeo, en cada sitio tengo una diferente jaja
    Un besazo

    ResponderEliminar
  7. genial post ! ;D


    HAPPY NEW YEAR !

    saralookbook.blogspot.com

    ResponderEliminar
  8. Tienes toda la razón, a mi los pantalones nunca me quedan bien, o muy pequeños o muy grandes.
    Me ha ENCANTADO, gracias:)
    -M
    http://masvaleblancoquenegro.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar
  9. estoy contigo, y yo voy a aportar mi toque brusco,
    se necesitan tallas grandes, perfecto, pero eso no significa que las tallas pequeñas tengan que desaparecer y con ello descalificar a la gente delgada, tambien existe gente con una talla 34 y miden 1,70 y puedo asegurar que son gente sana
    no olvidemos que en la variedad está el gusto, en una macedonia, yo me quedo con las fresas..
    http://otheroothero.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar